Derecho a aprender

País
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El Ministerio de Educación de la Nación distribuirá elementos tecnológicos con el objetivo de reducir la brecha digital.

El Ministerio de Educación de la Nación firmó convenios con municipios bonaerenses de la tercera sección para la entrega de netbooks e estudiantes. El objetivo es poder facilitar el acceso a la tecnología y reducir la brecha digital en el marco de la pandemia por el coronavirus y las clases a distancia.
El ministro de Educación, Nicolás Trotta, firmó el acuerdo con los intendentes de Lomas de Zamora, La Matanza, Berazategui, Berisso, Ensenada, Ezeiza, Florencio Varela, Lanús, Presidente Perón, Almirante Brown, Avellaneda, Quilmes y Nicolás Mantegazza.
De esta manera, los municipios distribuirán los materiales tecnológicos entre estudiantes del primer año del ciclo superior del nivel secundario de instituciones educativas de gestión estatal.
Asimismo, deberán determinar las escuelas destinatarias y asegurar que cada institución seleccionada cubra al total de los alumnos y alumnas de primer año.
En esta línea, Nicolás Trotta señaló que “en esta primera etapa, vamos a distribuir 135 mil entre netbooks y tablets, destinadas para municipios del conurbano bonaerense y para diez provincias del norte, las zonas del país donde hay más estudiantes secundarios sin acceso a este tipo de tecnologías”.
A su vez, Pedro Ponce, concejero escolar de Lomas de Zamora y militante del PC, aseveró que “valoramos estas políticas de inclusión de poner en valor la igualdad”, y agregó que “son medidas que hay que extenderlas para que lleguen a todo el país”.
“El macrismo destruyó todo lo avanzado con el conectar igualdad, por eso acompañamos estas medidas, a las que hay que complementarlas con otras como el acceso internet”, expresó Ponce.
Por otra parte, reflexionó en cómo el contexto de la pandemia cambio la forma de enseñar en muchos docentes a través de la virtualidad. “Fue un problema porque si bien desde la docencia hay que apropiarse de las tecnologías para trabajarlas en el aula con los pibes”, recalcó Ponce.
Además, hizo hinca pie en que “se ha planteado un debate desde lo pedagógico con un efecto donde los docentes no tuvimos la oportunidad de transmitirle algo a los chicos”, por lo que agregó que “la calidad del aprendizaje los que creemos en una pedagogía emancipadora necesitamos un intercambio cara a cara donde se pone en juego la cuestión ideológica y en relación sujeto-sujeto”.
Para finalizar, no dudó en afirmar que “la virtualidad se vuelve un arma de doble filo en este contexto”, a lo que complementó “es bienvenida si el proceso educativo se desenvuelve en el aula”.