Paliativo en La Plata

Sindicales y Territorio
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El gobierno bonaerense y el municipio de La Plata invertirán veinte millones de pesos en infraestructura escolar. “Busca lavarle la cara neoliberal de su gestión con este acuerdo”, dijeron desde Suteba, sobre el intendente Garro.

La directora general de Cultura y Educación, Agustina Vila, y el intendente de La Plata, Julio Garro, firmaron un acuerdo para avanzar en la implementación del programa Escuelas a la Obra, en este distrito, para lo que se invertirán conjuntamente veinte millones de pesos destinados a infraestructura en veintidós establecimientos.
Al respecto, Cesar Zubelet, integrante de la conducción del Suteba La Plata opinó el jefe comunal “busca lavarle la cara neoliberal de su gestión con este acuerdo” ya que, recordó, “nunca hizo nada ante los reclamos que hemos realizado los docentes, alumnos y familias por medio del Consejo Escolar a raíz de los graves problemas edilicios de las escuelas públicas”.
Asimismo, recordó que “el año pasado, durante la época invernal, fueron varias las escuelas que tuvieron que suspender las clases por las bajas temperaturas, ya que no funcionaban las calefacciones por deficiencias en las instalaciones de gas, esto sumado a aulas superpobladas y falta de mobiliario, entre otras cosas”.
El dirigente sindical, igualmente aseguró que “son muchos los edificios escolares que están en una situación crítica”, algo que “debe ser atendido de forma urgente” por lo que valoró que “la decisión del gobierno provincial de realizar esta inversión en infraestructura, es muy necesaria ante tanta desidia de la administración local”.
Tras lo que enumeró que, entre los déficits estructurales que se verifica en los edificios escolares, aparece el peligro de derrumbe de cielorrasos, deterioro de las instalaciones, pérdida de agua en los baños, desbordes cloacales y filtraciones en las cubiertas, entre otras cosas.
Y fue claro al hacer hincapié en que, “a pesar de las luces de alarma que encendieron las muertes de Sandra Calamano y Rubén Rodríguez en la Escuela 49 de Moreno, en La Plata nunca se hizo nada por parte del Estado municipal”.