EE.UU. insiste con Venezuela

Mundo
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Mientras el Coronavirus demanda priorizar el bienestar humano, el gobierno estadounidense refuerza su ADN al ofrecer ofrecer quince millones de dólares por la captura de Nicolás Maduro, a quien acusa de “narcoterrorismo”.

La administración estadounidense liderada por Donald Trump designó a Venezuela como un Estado que patrocina el terrorismo y presentó cargos contra su presidente, Nicolás Maduro, a quien acusa de narcoterrorista.
Esta designación deja a Venezuela junto a Corea del Norte, Irán, Sudán y Siria, con lo que el gobierno de Trump se ampara para seguir asediando al pueblo bolivariano con el aumento de sanciones económicas. Funcionarios estadounidenses insisten con que Venezuela está albergando y trabajando con el Hezbollah respaldado por Irán y las disidencias de la desmovilizada guerrilla colombiana de las FARC.
Al respecto, Mariano del Pópolo, becario del Conicet e integrante del comité central de la FJC, remarcó que el pedido que hizo Trump a partir de la DEA “se da en el marco de la guerra y la ofensiva que está llevando adelante contra Venezuela desde 2014. Lo hace ahora para reforzar esta guerra ante la crisis generada por el Coronavirus, que agudizó las contradicciones del capitalismo, en el marco de un declive de EE.UU. como potencia mundial que busca reforzar su posición ante el avance de China”.
Vale mencionar que Nicolás Maduro logró frenar la avanzada del opositor Juan Guaidó, que cuando se autoproclamó en 2019, con el apoyo de Trump y los gobiernos de derecha de la región, desató una situación de las más tensas de los últimos años en suelo bolivariano. En esa línea, Del Pópolo recalcó que “en los últimos años Maduro fortaleció su posición y además Trump ve que es apoyado por Rusia y China, por eso toma estas medidas para atacar los triunfos parciales que logró el gobierno venezolano”.
En cuanto a la política internacional ante el Covid-19, el también militante de la FJC de Quilmes aseveró: “es un contexto mundial cada vez más complejo para EE.UU., mientras China le envía ayuda a muchos países del mundo, Trump refuerza su lado más coercitivo en términos de imperio. En lugar de reforzar el consenso busca aumentar la dominación”.
Cabe recalcar que la pandemia mundial del Coronavirus avanza en el país norteamericano de tal forma que el número de contagiados ya supera al de China, donde aparecieron los primeros casos. “Trump subestimó la pandemia y hoy es el país con más casos de Coronavirus en el mundo, además todavía no llegó a su pico y la tasa de contagio es muy rápida, por lo que va a entrar en una situación sanitaria compleja donde su sistema de salud seguramente no pueda hacer frente”, remarcó Del Pópolo en ese sentido.
A su vez agregó que “se está viendo la incapacidad del gobierno estadounidense para manejar esta Pandemia. Hoy Nueva York tiene más casos que Wuhan, donde nació el virus”.
Por último, haciendo hincapié en que se debilita el dominio estadounidense en el mundo, el analista internacional puntualizó: “EE.UU. va a quedar expuesto como un país que no supo manejar la pandemia, ante China que no sólo enfrentó la situación, sino que además ayudó al resto del mundo a combatirla”.