Caravana Náutica por la Soberanía

País
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Se llevó a cabo frente al Puerto de Frutos para pedir la recuperación de tierra para la reserva natural de Tigre, que se trate el Proyecto de Ley de Humedales y para apoyar la construcción del Canal de Magdalena.

El sábado 30 de octubre, se llevó a cabo frente al Puerto de frutos, en la localidad bonaerense de Tigre, la Caravana Náutica por la Soberanía y la defensa de nuestros recursos convocada, entre otros, por la CTA Provincia de Buenos Aires.

Se trató de una actividad realizada “en defensa de nuestra soberanía fluvial y marítima”, pero también para pronunciarse a favor de la recuperación de tierra para la reserva natural de Tigre.

Asimismo, la convocatoria fue para apoyar la construcción del Canal de Magdalena, que permitirá la conexión de los puertos internos con el océano Atlántico (Ver El canal, la hidrovía y la soberanía nacional).

Y se hizo público el pedido de que el Congreso avance en el tratamiento del Proyecto de Ley de Humedales que unificó diez iniciativas que fueron debatidas en la Comisión de Recursos Naturales y Conservación del Ambiente Humano de Diputados, que preside Leonardo Grosso.

Así las cosas, con dictamen unificado fue girado a las comisiones de Agricultura y Ganadería, Asuntos Marítimos Fluviales, Portuarios y Pesqueros y Presupuesto. Y ahora corre riesgo de perder estado parlamentario.

“Esto busca poner en la agenda del pueblo y los trabajadores que el Río Paraná, nuestros puertos, los humedales y la biodiversidad son recursos estratégicos que debemos recuperar ejerciendo nuestra soberanía”, recalcaron los convocantes a la Caravana.

Junto a la CTA se dieron cita representantes de Fundación Interactiva para Promover la Cultura del Agua, el Sindicato de Guardavidas (Sigura), la CGT Zona Norte, la Unión de Trabajadores de la Economía Popular, Suteba, CTA Autónoma y muchas organizaciones sociales.

En este contexto, referentes del Sigura, protagonizaron una recorrida en kayak que le dio un toque de singular colorido a una jornada en la que se visibilizó “la continuidad de la lucha por los recursos, las vías navegables y la soberanía”.